12,477 Octavio Islas, Nuestra ley antimemes región IV, El Universal, Tech Bit, Proyecto Internet, 26 de julio de 2015

Nuestra ley antimemes región IV.
Octavio Islas
El Universal, Tech Bit, Proyecto Internet, 26 de julio de 2015

El lunes 15 de junio, en Hermosillo, Sonora, Selma Guadalupe Gómez Cabrera, legisladora suplente del Partido Verde presentó una memorable iniciativa de ley en el Congreso de Sonora: la Ley de Responsabilidad Civil para la Protección del Derecho a la vida privada, el honor y la propia imagen del Estado de Sonora”, conocida también como “ley antimemes”, la cual puede ser consultada en http://es.scribd.com/doc/269065687/Ley-Responsabilidad-Civil-Sonora

Para sustentar la relevancia de la referida iniciativa de ley, Gómez Cabrera, quien instantáneamente adquirió negativa notoriedad en las redes sociales afirmó: “Yo represento a todas las personas de Sonora (sic) y constantemente vemos que se ven (sic) atacadas a través de las redes sociales, entonces creo yo (sic) que debe haber esta ley (sic) para protegernos a todos de la difamación porque es muy fácil escribir un mensaje sin tener una base”.

En la iniciativa de ley que presentó la diputada suplente del partido político que observó tan ejemplar comportamiento durante la llamada “veda electoral” acordada por el Instituto Nacional Electoral (INE), estableció que los medios de comunicación deberán indemnizar hasta con 350 días de salario mínimo al funcionario “ofendido” y hasta con 525 días de salario mínimo en caso de reincidencia.

La ley “antimemes” comprende 44 artículos que reposan en conceptos como “vida privada”, “honor” y “propia imagen”. Según la legisladora del Partido Verde: “Muchos ciudadanos o muchas personas (sic) a través de las redes son difamadas. Afectan la vida privada, afectan a la familia, afectan a la sociedad, no se vale”.

La iniciativa de ley que presentó Selma Guadalupe Gómez Cabrera al Congreso de Sonora no precisamente se distingue por su originalidad. En realidad admite ser considerada como una réplica de una iniciativa de ley similar, la cual fue presentada al Congreso de Chile, en julio de 2014, por Jorge Sabag Villalobos, entonces diputado del Partido Demócrata Cristiano.

Mediante tal iniciativa de ley –bautizada por la prensa chilena como “ley antimeme”, Sabag pretendía prohibir insultos a las autoridades chilenas (gráficos o textuales), a través de plataformas electrónicas, por escrito o gráficamente.

El “Proyecto de Ley para perfeccionar la protección de la dignidad de las autoridades” pretendía castigar con multas de 600 mil pesos chilenos a los infractores. Inclusive contemplaba encarcelar a los reincidentes.

Ante las numerosas críticas, el diputado Sabag se vio en la necesidad de retirar su iniciativa de ley, culpando a sus asesores de los graves errores en la redacción del mencionado proyecto.

Con respecto a la iniciativa de ley “antimeme” que fue presentada al Congreso de Sonora, la organización Artículo 19 calificó como “mal chiste” para la libertad de expresión la iniciativa de ley de la diputada suplente del Partido Verde. Sin embargo, más allá del humorismo involuntario y de la evidente cursilería en su redacción, la iniciativa de ley de la referida diputada del Partido Verde resulta peligrosa –como suele ocurrir con toda iniciativa que procede de algún tonto-. “Esta iniciativa no se circunscribe a la inhibición de circular ‘memes’ sino que pretenden imponer restricciones más amplías en diversos aspectos que atañen el ejercicio de la libertad de expresión”, destacó Artículo 19 en un comunicado.

Artículo 19 ha señalado que la iniciativa de ley que presentó Selma Guadalupe Gómez Cabrera, contiene diversas disposiciones que restringen de forma desproporcionada las libertades de expresión e información, al establecer limitaciones que van en contra de los estándares internacionales en la materia.

Tal como advertimos hace algunas semanas en este espacio: después de las elecciones intermedias no pocos políticos oportunistas asumirían como una cruzada particular la indispensable regulación de Internet. Si reparamos en la conducta observada por el Partido Verde durante la “veda electoral” acordada por el INE, la iniciativa de la diputada suplente Selma Guadalupe Gómez Cabrera no solo admite ser considerada tonta, también cínica.