5435 México, Yo influyo.com, Manipulación y cinismo, la apuesta de la ONU, Jesús Caudillo

Manipulación y cinismo, la apuesta de la ONU
ESCRITO POR JESÚS CAUDILLO

Quizá la conferencia de Faiza Benhadid era el preámbulo. La susodicha es presentada por el comité organizador de la Conferencia Mundial de la Juventud como “asesora regional de género y sociocultura”. En su currículum destaca que “tiene más de 38 años de experiencia en temas de género”.

Ha colaborado con el Sistema de Naciones Unidas en los temas de género y desarrollo, empoderamiento de las mujeres, violencia contras las mujeres, derechos humanos y salud reproductiva. Esto, en lenguaje desapegado de eufemismos, se relaciona con la promoción del aborto y la redefinición cultural de los roles sexuales.

En su conferencia, titulada “Adolescentes de hoy y (padres) de mañana”, Benhadid hizo énfasis en la necesidad de promover la “construcción y deconstrucción de la identidad de géneros”.

“Las mujeres muchas veces son vistas como una máquina reproductiva y no como un ser humano real”, aseguró la conferenciante, por lo que reiteró que los roles y la identidad sexual y de género son temas que deben ser discutidos en los países del mundo.

“Las características adjudicadas a lo femenino y a lo masculino, a los hombres y a las mujeres, están ampliamente definidos por las instituciones culturales y sociales”, indicó Benhadid.

Aseguró que el género coincide con la identidad construida por el entorno social, por lo que las características de virilidad –atribuido a la masculinidad– y la pureza –propio de lo femenino– son elementos que “no necesariamente corresponden a la naturaleza de los géneros”.

Benhadid fue abordada y se le preguntó: ¿Por qué las Naciones Unidas insisten en hablar de la “construcción y reconstrucción de género”?

La respuesta fue: “No son las Naciones Unidas, son todos los países que forman parte de las Naciones Unidas. Es importante para los países, porque si hay discriminación en un país, no habrá desarrollo, debido a las brechas de género. Hay pobreza en países donde las más pobres son las mujeres, así que si quieres lograr desarrollo, debes lograr eliminar las brechas de género que provocan discriminación”.

Todo transcurrió ante la presencia de la Primera Dama, Margarita Zavala, y de la directora del Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve), Priscila Vera Hernández.

Después de la conferencia, en la sesión plenaria del Foro Social, en la que participaron 163 delegados de los diferentes países asistentes, se dio paso a la aprobación del borrador de Declaratoria que habrá de caracterizar a la Conferencia Mundial de la Juventud.

A pesar de las inconformidades y de la discusión que se suscitó en el recinto, la flexibilidad de los representantes de la Organización de las Naciones Unidas fue realmente poca.

Bernadette Fischler fue una de las moderadoras en la aprobación de la Declaratoria que en su momento se discutirá en el Foro de Gobiernos con el que concluirá la Conferencia Mundial de la Juventud. No está claro cómo fue elegida Fischler para moderar el foro, aunque está claro que es activista en temas de medio ambiente, VIH y derechos de las mujeres y que es cercana a las Naciones Unidas.

La intención era no detenerse en el debate. “La oportunidad de leer el documento y corregirlo se dio en su momento”, decían desde el podio. “No podemos avalar un documento que no conocemos”, afirmaban los que protestaban, que no eran pocos.

El cuarto borrador de la Declaratoria de la Conferencia Mundial de la Juventud es un documento que pocos conocían y que fue avalado en asamblea de delegados. En realidad, las adiciones al documento fueron de poca trascendencia, se enfocaron en términos y conceptos de menor aliento.

Debe decirse que las modificaciones que se hicieron al documento en la asamblea de delegados fueron mínimas. ¿Por qué se aprobó en asamblea plenaria un documento diseñado previamente, que no fue consultado por los delegados?

En concreto, la ONU avalará el acceso de los jóvenes a lo que llaman “derechos sexuales y reproductivos” y buscará seguir impulsando la redefinición de la identidad sexual de los jóvenes, arguyendo que se trata ni más ni menos que de identidad de género.

Sobre el evento en general, el martes 24 de agosto fue el día destinado a los temas de “Salud y Género”. La manipulación ideológica es cínica, abierta y evidente.

En el transcurso del día se llevaron a cabo 42 conferencias temáticas sobre los temas mencionados, y seis de ellas (lo que representa el 14 por ciento del total) fueron relacionadas con los temas de género, identidad sexual, Estado laico (¿?) y autonomía juvenil.

En sintonía con el trasfondo ideológico del evento, la presencia de la International Planned Parenthood Federation (IPPF) no podía faltar. De hecho fue esta organización la que impartió la conferencia titulada “Jóvenes: Autonomía en los servicios de salud sexual y reproductiva”, por si alguien dudaba de la intención de promover el rechazo de los jóvenes hacia los padres de familia en estas decisiones.

¿Qué se puede esperar de un evento que, como dijimos en numerosas ocasiones, tiene el pecado original de tender hacia la promoción de la ideología de género? Realmente nada. Habrá que ver cómo se desarrollan las cosas con miras a la Asamblea General de la ONU que se realizará en septiembre de este año.

Twitter: @chubicaudillo
————————————————————————————————–
Comentario de Octavio Islas

Para la ultraderecha mexicana, los derechos sexuales y reproductivos de los jóvenes son una “perversión”.

Los derechos sexuales y reproductivos solo deben ser considerados como legítimos en sacerdotes pederastas.