12,685 México, AMEDI, Tramposo intento de senador de posponer “apagón analógico” y librar sanciones


Tramposo intento de senador de posponer “apagón analógico” y librar sanciones 

Con el pretexto de apoyar a los medios públicos, el senador Roberto Gil Zuarth insiste en demorar el “apagón” de la televisión analógica. La iniciativa que presentó ese legislador del Partido Acción Nacional (PAN) para enmendar la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR) busca eximir a las estaciones de televisión de baja potencia de la obligación para transmitir en el nuevo sistema digital a partir del último día de 2015. Lo que no dice es que la mayoría de esas estaciones son complementarias de Televisa y Televisión Azteca.

Gil Zuarth dice que quiere evitar a los medios públicos multas y sanciones por suspender la continuidad del servicio público de radiodifusión (conforme al artículo 157 de la LFTR). Para ello, sugiere añadir un párrafo al artículo décimo noveno transitorio y cambiar la definición de “permisionarios” por “operadores”.

En esa propuesta el senador señala que aquellos “operadores” de televisión de carácter público, educativo y social (permisionarios) que no estén en condiciones de iniciar transmisiones digitales al 31 de diciembre de 2015, deberán, con antelación a esa fecha, dar aviso al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), a efecto de que se les autorice la suspensión temporal de sus transmisiones. Los plazos que autorice el IFT a los “operadores” para que lleven a cabo la suspensión de sus transmisiones, en ningún caso excederán del 31 de diciembre de 2016.

Sin técnica legislativa, el senador menciona “operadores”, en lugar de concesionarios o permisionarios, como define la ley a quienes utilizan el espectro radioeléctrico para brindar el servicio público de radiodifusión, pero esa es precisamente la trampa de la iniciativa.

El intento de engaño continúa, pues el actual presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República pretende sustituir la palabra “permisionarios” (es decir, medios públicos, culturales, educativos) por la palabra “operadores”, como se señala a continuación:
Al introducir la palabra “operadores”, el senador Gil Zuarth no piensa en apoyar a los medios públicos (permisionarios) sino a los concesionarios privados de televisión abierta (operadores), cuyas estaciones complementarias de televisión se encuentran en los rangos de potencia radiada aparente menor o igual a 1 kW para canales de VHF y 10 kW para canales de UHF.

¿Qué es una “estación complementaria”? Son equipos instalados en poblaciones que tienen dificultad para recibir la señal de la estación televisora principal, porque la población se encuentra en una zona de sombra (sin cobertura). Una menor frecuencia, un accidente orográfico como un cerro o montaña pueden limitar o impedir el alcance de una señal principal y por eso se instala un equipo complementario, para que las transmisiones sean replicadas y la nueva propagación de ondas electromagnéticas alcance toda el área de cobertura que tiene autorizada la televisora.

La Política para la Transición a la Televisión Digital Terrestre (Política TDT), publicada en elDiario Oficial de la Federación el 14 de septiembre de 2014, define un “equipo complementario de zona de sombra” como un “equipo empleado en poblaciones o zonas en las que no se reciba la señal con la intensidad de campo necesaria proveniente de una estación de televisión, y que reciba a través del espacio la señal radiada de la misma, o a través de otros equipos mediante enlace radioeléctrico, línea física o vía satélite, para su retransmisión”.

Como se observa en un mapa de cobertura de una emisora de televisión comercial en Chihuahua, la estación complementaria cumple la función de “completar” la cobertura originalmente autorizada. La zona de sombra puede ser un espacio densamente poblado, que por razones de propagación de la frecuencia o geográficas no recibe el servicio público de radiodifusión; por eso se requiere un equipo complementario, cuya retransmisión de la señal en ningún momento debe exceder la zona de cobertura autorizada por el regulador, como señala el artículo 13 de la Política TDT.

Según datos del IFT, existen 717 señales principales de televisión y 907 señales complementarias. De este total de estaciones complementarias, 846 son concesiones (93.27%) y las 61 restantes son permisos (6.72%). Es decir, más de nueve de cada diez estaciones complementarias pertenecen a televisoras privadas, las cuales se verían beneficiadas con la iniciática del senador Gil Zuarth.

Llama la atención la súbita preocupación del senador chiapaneco por los medios públicos en México. En su calidad de legislador (primero como diputado y ahora como senador), no se tienen antecedentes de exhortos para conocer el avance de la digitalización de los medios públicos en el país, incluido el Sistema Chiapaneco de Radio y Televisión. Tampoco se tiene conocimiento de puntos de acuerdo para destinar recursos públicos que sirvan para que los medios permisionados transiten a la TDT antes del 31 de diciembre de 2015.

Cuando el presidente Felipe Calderón publicó el 2 de septiembre de 2010 el decreto que definió el “apagón analógico” el 31 de diciembre de 2015, Gil Zuarth se desempeñaba como funcionario del gobierno federal; entonces no se pronunció sobre la política presidencial de transición a la TDT. Sin embargo, su iniciativa se presenta 38 días antes de que concluyan las señales analógicas de televisión, previo intento fallido de dos senadores de modificar la Constitución.

La iniciativa de Gil Zuarth no sólo pretende posponer el “apagón analógico” con el pretexto del impedimiento de los medios públicos de transitar a la TDT, sino evitar sanciones y ahorrar multas de 6 a 10 por ciento de los ingresos de los concesionarios por la suspensión sin causa justificada del servicio público de radiodifusión, como advierte el artículo 298 de la LFTR.

La Amedi hace un nuevo llamado a los legisladores de todos los partidos para que respeten el compromiso que ellos mismos adquirieron al aprobar la reforma constitucional en materia de telecomunicaciones y radiodifusión en 2013. Intentos reiterados de posponer el “apagón analógico”, reformar la Constitución, modificar la ley secundaria y violentar los procedimientos legislativos en las comisiones del Congreso de la Unión, sólo pueden interpretarse como acciones y consignas tendientes a favorecer a los radiodifusores privados y limitar la competencia en el mercado de la televisión abierta en México.

26 de noviembre de 2015.
Lic. Jorge Fernando Negrete P.
Presidente del Consejo Directivo de la Amedi

Dr. Raúl Trejo Delarbre
Presidente del Consejo Consultivo

Consejo Directivo

Mtro. Armando Alfonzo, Dra. Alma Rosa Alva de la Selva, Dra. Wilma Arellano, Mtra. Aleida Calleja, Dra. Delia Crovi Druetta, Dr. Rodrigo Gómez García, Mtro. Carlos Lara, Lic. Gildardo López, Dra. María Elena Meneses, Dra. Patricia Ortega, Mtro. Efrén Páez, Mariana Torres, Mtro. Servando Vargas, Dra. Aimée Vega Montiel, Dr. Jorge Bravo. Ismene Flores Guadarrama, Secretaria Técnica.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: